Pelo teñido
Peluquería

Lo que debes saber del cabello teñido

Teñir el pelo es una práctica súper común, ¿quién no ha querido nunca dar un repaso al look y al menos ha pensado en cambiar el color de las mechas? Pero, el hecho es que el tinte utilizado en la transformación puede debilitar los cables y causar algunos problemas capilares. Precisamente por eso el pelo teñido necesita unos cuidados especiales y de eso vamos a hablar en este post.

Teñir el cabello no es algo nuevo

Los que piensan que teñirse el pelo es algo moderno o una «moda» reciente se equivocan. De hecho, esta técnica tiene historia: ¡se conoce desde hace más de 2.000 años!

Y si antes el tinte sólo se utilizaba para ocultar las canas que aparecen con el tiempo, hoy es sinónimo de transformaciones en el look. Y la revolución llegó incluso en los colores. Si antes todo cabía en tonos negros, castaños, rojos y rubios, hoy es muy común (¡y bonito!) encontrar personas con el pelo teñido de todos los colores posibles, ¡desde el rosa hasta el azul!

¿Cómo afecta el tinte al cabello?

Para entender cómo cuidar el cabello teñido, tenemos que pensar en la acción del tinte sobre las hebras. Aunque los productos y las técnicas de tintura han evolucionado con el tiempo para minimizar los daños, siguen interfiriendo en la estructura del tallo del cabello.

Los tintes más utilizados hoy en día son los permanentes, los que se compran en farmacias y perfumerías y se utilizan en los salones de belleza.

Estos tintes tienen sustancias específicas que penetran en la fibra capilar y cambian el color del cabello desde «dentro hacia fuera», sustituyendo el antiguo color por una nueva pigmentación y por eso su efecto es permanente. Como se puede imaginar, este cambio drástico en la estructura de las hebras tiene algunas consecuencias, como:

  • Cabello frágil;
  • Sequedad
  • Puntas abiertas
  • Rotura frecuente;
  • Propensión a la caída del cabello.

Entre otras consecuencias que pueden provocar los procedimientos químicos agresivos.

El cuidado del cabello teñido

No hay que preocuparse, aunque el tinte provoque todo esto, si tienes algunos cuidados especiales, tu pelo puede seguir siendo bonito, suave y lo más importante: sano.

Así que no desesperes y aprendamos a cuidar bien tu pelo teñido con estos consejos. Compruébelo.

¿Lavar con agua fría o tibia?

Lavarse el pelo es muy importante, pero ¿prestas atención a la temperatura del agua?

El agua caliente es capaz de eliminar la protección de nuestro cuero cabelludo y de nuestras hebras, y eso en sí mismo ya es extremadamente perjudicial. Cuando se trata de un cabello teñido, esto es aún peor.

Si tu cabello ya es frágil debido a los tratamientos químicos, se volverá aún más frágil sin la protección natural del hilo, intensificando todos los problemas que hemos mencionado anteriormente y facilitando la pérdida de color.

Por ello, lo ideal es que te laves el pelo con agua de temperatura templada a fría.

Busque champús sin sulfatos, después de todo, este componente es extremadamente agresivo para los cables y también elimina la protección natural de nuestro cuero cabelludo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.